jueves, 27 de noviembre de 2008

Ande yo caliente...


Siempre que tengo ocasión (y procuro que sea absolutamente siempre) me gusta mucho ver CQC (Caiga quien caiga) y sobretodo una sección llamada "Proteste ya" (presentada anteriormente por Fernando González (Gonzo) y ahora por Estíbaliz Gabilondo (Esti).
En está sección del programa ponen contra las cuerdas (jugándose el tipo en muchas ocasiones) y de una manera descarada a las autoridades y políticos de este país.
Y, aunque las situaciones que provocan en el fondo producen tristeza, me resulta gracioso ver en manos de quién estamos. Y así es...esto es exactamente lo que sucede. Algo que debía hacernos salir a la calle para cambiar el sistema nos provoca un poco de risa por lo ridículo de la situación, después recogemos lo que ha sobrado de la cena, nos vamos a la cama y con un poco de suerte ese momentáneo espíritu de revolución se nos olvida cuando suena el despertador para ir a trabajar.
No creo que nadie sea capaz de estar en lo cierto nunca.
Creo que nos manejan demasiado a su antojo.
Nos lo creemos todo y no nos movilizamos nada.
Nos lo echamos a la espalda todo siempre pensando que siempre las cosas podían estar peor y bastante es ya conseguir que no nos salpique...
Ayer, también veía un reportaje en el que algunos famosos se ponen en la piel de currantes en diversos oficios nocturnos. Uno de ellos se encargaba de saber lo que sienten "los del camión de la basura" acompañándoles durante una jornada de trabajo incompleta. Digo incompleta porque a la hora de haberse llenado el camión de basura y llegar el momento de llevarlo al vertedero, resulta que finaliza el viaje del famoso reportero porque el acceso para los medios de comunicación no está permitido allí...menuda transparencia. Me temo que es (y esto lo he oído ya unas cuantas veces) porque en el vertedero toda la basura se mezcla y es donde finaliza el reciclaje que comienza en nuestras casas separando envases, vidrio, etc.
¿Porque tengo que gastar más dinero del que puedo en un cubo de basura especial si resulta que luego el proceso que nos han explicado se interrumpe en un momento crucial?
¿Toda la gente reciclando y separando para que luego sea mentira?
Y ahora dicen que sí no reciclas igual te multan...
¿En que país vivimos?.
Es impresionante lo contradictorio que es todo.

Lo siento, pero cada vez tengo más claro porque me aburre la política.

Proteste ya.

3 comentarios:

Fátima dijo...

somos muy cómodos... muy vagos.

y cuando a veces nos proponemos hacer algo de verdad, hay gente mucho más cómoda y más vaga que nosotr@s.

en mi facultad ahora hay un problemilla... gordo, y tengo bastante miedo de esa comodidad, que la gente no haga nada teniendo la posibilidad de arreglarlo al alcance de su mano. Esperemos que, o espabilen, o que llegue lo que hagamos unos cuantos.

makamay dijo...

Y tú sabes todo eso con certeza?
nos acribillan con informaciones contradictorias, muxas veces nada lógicas...y somos nosotros kien decidimos cuales creernos según la fiabilidad q nos inspire (y x tanto subjetiva)
hay q estar muy seguro de lo q se lanza, de lo q se insinua...no vayamos a rozar la apología.
Tus post del metro y del vertedero y de q nos ocultan y no se q...me recuerdan a las series norteamericanas...
quizás las cosas no se hagan del todo bien, muxas veces ni se hagan xo hay cosas q están x ley, y serían demasiadas cabezas saltándosela.
un saludo!!

Nares Montero dijo...

En mi barrio ni siquiera hay contenedores para reciclar adecuadamente...
César, las cosas se supone que están bien porque lo dicen los anuncios de la tele.
Ais! Un abrazo.

Un día te doy un toque.
;)